Cuidados y Conservación

Cuidados y conservación

 

Todas las piezas son realizadas de forma artesanal y están realizadas con las mejores materias primas por lo que no necesitarán demasiados cuidados. Mas abajo desglosaremos consejos básicos para una mayor durabilidad en el tiempo.

 

Cuero:

Las piezas son realizadas principalmente con pieles de vacunos de primera calidad y sometidas a un proceso de curtición ecológico a base de taninos vegetales . Para nutrir o limpiar el cuero utilizaremos grasa de caballo o en su defecto crema hidratante sin perfume ni colorantes.

El cuero irá envejeciendo con el tiempo cogiendo la pieza mayor lustrosidad e irá oscureciendo con el tiempo variando la tonalidad dentro de su gama.

 

Piezas bañadas en plata:

Para la limpieza de estas piezas usaremos una gamuza suave, pudiendo usar productos especificos para limpiar plata siempre que no sean muy abrasivos para que no dañe el baño. Su tono podrá variar dependiendo de los agentes externos y del ph de los diferentes tipos de piel.

 

Piezas de Zamak:

Se realiza el mismo proceso que con las piezas con baño en plata.

El zamak es una aleación compuesta por zinc, aluminio, magnesio y cobre con mucha durabilidad convirtiéndolo en un material muy actual para realización de pequeños complemetos.

 

Resinas:

Para realzar el brillo de las resinas se utilizará un paño suave en seco y húmedo en caso de necesitar limpiarlo.

 

Hay que tener en cuenta que las piezas mientras son utilizadas mantendran una mayor lustrosidad, en caso de guardarlas se aconseja realizarlo en su bolsa original para que los agentes externos no interfieran en un posible deterioro de la pieza. Se recomienda no mojar de manera habitual la pieza para que luzca siempre bella.

Producto 100% español.


Scroll To Top